El negocio que hizo fracasar plan carnetizar haitianos en RD

Por Williams Tell B.

El plan de carnetización acordado por el gobierno dominicano con Haití se convirtió en un “gran negocio” para una persona de nacionalidad haitiana, por lo que apenas se llegaron a beneficiar unos 20 mil de esos inmigrantes reveló el Presidente Luis Abinader.

Aunque no se extendió con los detalles en un almuerzo con un grupo de periodistas y comunicadores invitados al Palacio Nacional, Abinader hizo alusión al convenio firmado con el asesinado presidente Jovenel Moise para carnetizar a los haitianos en el país.

El gobierno haitiano ha sido muy poco colaborador en los planes para documentar a sus ciudadanos, y en sus consulados y embajada esos procesos se han caracterizado por la opacidad.

Sin embargo, señaló que  esa labor apenas se facilitó  en tres consulados haitianos que cobraban 50 dólares por cabeza.

Reveló el jefe de Estado que apenas se carnetizaron cerca de 20 mil haitianos, al descubrirse en medio del proceso que una persona haitiana hizo un “gran negocio” con ese plan

Abinader no identificó al ciudadano haitiano que se estaba lucrando con el plan para regularizar a sus compatriotas en territorio dominicano.

Se recuerda que el 10 de enero del 2021, en Elías Piña,  los presidentes de Haití y República Dominicana emitieron una declaración conjunta luego de reunirse en la frontera.

El primer punto de esa declaración establecía que “La República Dominicana la República de Haitíasí como sus instituciones democráticas, están dispuestas a trabajar en el proceso de identificación y de inscripción en el registro civil haitiano de todos los ciudadanos haitianos que estéen territorio dominicano”.

Otros puntos acordados, pero que se han ido a pique con el asesinato del presidente haitiano fueron:

Continuar negociaciones de manera sostenida hasta alcanzar un acuerdo comercial general, con el objeto de establecer normas transparentes, estables, justas y previsibles para ambas partes y que permita frenar el contrabando que erosiona la base impositiva de ambos países.
. Trabajar estrechamente para planificar una matriz de interconexión energética entre ambos países, priorizando las energías renovables (eólica, solar, biomasa, hidroeléctrica) que permita el intercambio del excedente de energía de un país a otro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba